¿Qué hay en la comida que consume nuestro caballo?

1. Carbohidratos:

  •  Son el combustible del cuerpo, de los que obtiene la energía en primer lugar si están disponibles.
  • La alimentación del caballo se basa principalmente en material vegetal, que está compuesto de un 75% de carbohidratos.
  • La proporción de carbohidratos varía según el alimento. El heno tiene pocos carbohidratos y los cereales tienen muchos.

2. Grasas:

  •  Son una gran fuente de energía, contienen muchas calorías en un volumen pequeño.
  • Los aceites vegetales son la fuente de grasa más común en los caballos, el de maíz es el de más fácil digestión.

3. Proteínas:

  •  Son los ladrillos que constituyen el cuerpo.
  • No son una buena fuente de energía.
  • No es necesario un aporte extra, solo puede ser necesario en crecimiento.

4. Vitaminas y Minerales:

  •  Se obtienen:
    • A través de la dieta.
    • El propio cuerpo las sintetiza.
    • Las bacterias de su tracto digestivo las sintetizan.
    • Si el caballo tiene una dieta de buena calidad ya tiene todas las vitaminas y minerales que necesita.
¿Qué diferencia cada materia prima?

1. Forraje:

  •  Debe ser la base de la dieta de nuestro caballo.
  • Aporta energía y nutrientes esenciales.
  • Promueve la motilidad intestinal.
  • Mantiene en equilibrio la flora intestinal.
  • Colabora en la fermentación del alimento.
  • Cantidad: 1,5% de su peso en forraje (para 500kg, 7,5kg de forraje).
  • Se recomienda que esté a libre disposición durante todo el día, si no es posible, administrar antes del pienso.
  • El acceso libre de forraje evita el estrés y vicios de cuadra.
  • Tipos:
    • Heno de prado y heno de cereal: muy digestible, se pueden usar grandes cantidades.
    • Ensilado: la cantidad debe ser mayor que la de heno.
    • Paja: poco digestible, tiene menos nutrientes que el heno, más fibra y menos agua. Le faltan muchos nutrientes.
    • Forraje de leguminosas (alfalfa): mayor cantidad de energía y calcio. No se deben usar como única fuente de forraje.

2. Cereales: fuente de energía más importante para caballos de trabajo.

  •  Avena: muy digestible, proporciona energía, pero no la suficiente cantidad de proteínas, vitaminas y minerales.
  • Maíz: más energía que la avena, pero es menos digestible y tiene menos proteínas y fibra. No aporta la suficiente cantidad de vitaminas y minerales.
  • Trigo: en grandes cantidades causa problemas digestivos. Hay que molerlo.
  • Cebada: más energía que la avena, menos digestible y con proteína de peor calidad que la de la avena y le faltan vitaminas y minerales.

3. Suplementos: sustancias que se añaden al alimento para complementarlo. Se usan para tratar carencias.

Una dieta de buena calidad proporciona tanto las proteínas, como las vitaminas y minerales que se tiende a suplementar.

La alimentación correcta:

1. Basar la dieta en forraje de buena calidad, es su alimento natural. Mejor que tengan un acceso libre, en caso contrario al menos 2 veces al día.

2. Libre acceso a agua fresca y limpia.

3. Si el caballo necesita más energía proporcionársela basándonos en sus necesidades.

Las 3 situaciones en que necesita más energía:

1) Ejercicio intenso.

2) Periodo de crecimiento.

3) Periodo reproductivo en yeguas.

4. La administración de grano no debe ser mayor de 3 kg de cada vez.

5. Los cambios de dieta deben ser progresivos a lo largo de 2 semanas.